Asegurados se aseguran

Miles, se vuelcan para reafiliación a Seguro Popular y Oportunidades

Por: Redacción El Heraldo

2012-09-23

Carmen Martínez Asegurados se aseguranMiles de beneficiarios del Seguro Popular se formaron durante horas afuera de las instalaciones de la Feria para recibir una consulta segura que les permitiera mantener la afiliación al programa. La Secretaría de Salud de Guanajuato, en colaboración con la Jurisdicción Sanitaria 7 y el Gobierno Municipal, convocaron a los beneficiarios de dicho programa médico a una Feria del Seguro Popular que se efectuó ayer. Las personas afiliadas a este programa federal fueron alertadas en sus unidades médicas y por distintos medios, con la indicación de que debían asistir a la Explanada de la Feria para reafiliarse, entregar sus huellas digitales y realizarse una consulta segura o de lo contrario el Seguro Popular y el Programa Oportunidades les serían retirados. Cargados con cobijas, sillas, y hasta con casas de campaña, familias completas afiliadas al Seguro Popular pasaron la noche en las banquetas aledañas para ser los primeros en recibir atención. DE TODAS PARTES La mayoría de las personas provenían de comunidades alejadas o colonias marginadas y se organizaron entre varias familias para trasladarse en camionetas. A las 10 de la mañana, la fila de beneficiarios iniciaba en la calle Olimpo (a espaldas del estadio León) continuaba por bulevar Vasco de Quiroga, doblaba en la calle Paseo del Niño, bulevar Francisco Villa y bulevar López Mateos, es decir, le daba una vuelta completa al parque Explora, el estadio de futbol y las instalaciones de la Feria. Mientras uno o dos integrantes de la familia se formaban en el rayo del sol, los otros se sentaban en el camellón de Francisco Villa a esperar bajo la sombra de los árboles. Los que tenían más suerte y se encontraban en Paseo del Niño podían dejar que sus hijos corretearan un rato en los pastos de Explora. Madres con bebés recién nacidos, personas en sillas de ruedas, señoras y señores de la tercera edad y mujeres embarazadas esperaban durante horas, algunos incluso sin comer o poder ir al baño, con la finalidad de conservar el Seguro Popular. TEMEN PERDER LA AYUDA MÉDICA Entre las personas que esperaban a pleno rayo del sol sobre el bulevar Francisco Villa, se encontraba la señora Rufina quien llegó a las 6:00 de la mañana desde la colonia Nuevo Amanecer, ella señaló que esperaría todo el tiempo posible, pues sufre asma y constantemente necesita atención médica. “Mi esposo nomás me vino a encaminar y nomás me vine yo sola y luego lo malo es que aquí no nos dejan entrar al baño a nadie (...) Está muy duro aquí porque no hay baño, ni he comido y ¿usted cree que van a acabar hoy si hay tanta gente?”. La señora Belén Angulo llegó a las 5 de la mañana desde la colonia La Ermita acompañada de sus cinco hijos, uno de ellos de apenas dos meses de nacida, sin carreola o portabebé donde colocar a su pequeña, para las 11 de la mañana Belén ya se notaba cansada y enojada por la lentitud de la atención, además frustrada por no tener que darles de comer a sus pequeños. “Pues ahí que se aguanten (el hambre), ahorita no traemos dinero, yo no pensé que iba a haber tanta gente (...) Nos dijeron que era obligatorio (venir) o si no nos daban de baja y pues para uno prefiere tenerlo por si le pasan las cosas”, aseguró. A MADRUGAR A María Dolores le informaron en su Centro de Salud que tenía que asistir a la Feria del Seguro Popular pues si no se realizaba la consulta segura le retirarían la ayuda social, llegó desde la comunidad de San Agustín del Mirasol a las 4:30 de la mañana y aún le faltaba una larga fila para ingresar y ser atendida. “Tenemos desde las 5 y ahora ya nos dicen que ya no nos quieren atender, pero ya nadie vino a explicarnos. (...) Pudiéndonos atender en el Centro de Salud al que pertenecemos ¡ah no!, nos dijeron que viniéramos para acá y si no que nos quitaban el apoyo de Oportunidades porque hoy era el último día”, dijo. En la calle Olimpo, algunos trabajadores del Seguro Popular comenzaban a repartir fichas y verificar que la documentación que los beneficiarios traían fuera la adecuada. Quienes llegaron a formarse desde las 2:30 de la madrugada del viernes apenas pudieron entrar a la Explanada de la Feria cerca del mediodía, y si parecía que con eso ya se había logrado el objetivo, aún les faltaba largo camino por recorrer. Una vez adentro, las personas eran divididas por Centro de Salud, a los titulares se les daba una plática para enterarse de las condiciones del Seguro Popular, mientras que sus familiares eran canalizados a la consulta segura. ATROPELLAN A MENOR María Teresita, una niña de dos años, esperaba junto a su familia para recibir la consulta segura que la acreditara como beneficiaria del Seguro Popular, cerca de la una de la tarde la menor fue atropellada mientras se encontraba en la calle Paseo del Niño. Teresita jugaba con sus primos mientras esperaba junto a su mamá y sus abuelitos, cuando le dio sed, su abuelo se ofreció a ir a comprarle un refresco, se fue en su bicicleta y cuando regresaba, la niña se le atravesó sin que este pudiera frenar. La abuela de Teresita esperaba los resultados de la valoración que los paramédicos le efectuaban a la niña, mientras que el abuelo, sin pronunciar palabra sólo se recargaba contra la ambulancia. “No pues lo que pasa es que no podemos hacer nada porque fue mi esposo, su mismo abuelo, que fue a traerle un refresco y ella se atravesó”, relató Teresa, abuelita de la niña. Afortunadamente las heridas de Teresita sólo fueron superficiales y no requirieron de traslado médico. La señora mencionó que llegaron desde las 6 de la mañana desde la colonia Medina. “SE QUEDARÁN SIN ATENCIÓN: SEGURO POPULAR” El director del área de Afiliación del Seguro Popular, Mario Enrique Tovilla, aseguró que el evento masivo tuvo la finalidad de regularizar la afiliación de más de 6 mil personas. “Desafortundamente la gente no sabe que lo debe hacer, la difusión es complicada. En cambio cuando convocamos a la gente a este tipo de eventos masivos pues provoca el interés en la población y el conocimiento de qué es lo que tienen que hacer”, aseguró. Indicó que los objetivos de dicha feria iban en dos vertientes, la primera afiliar y reafiliar y en segundo término realizar la consulta segura y toma de huellas digitales. En enero de 2012, la normativa de afiliación al Seguro Popular señala como obligatoria realizarse una “consulta segura” que consiste en un examen médico general para conocer el estado de salud del beneficiario, y si no se realiza en los seis meses posteriores a la alta, las personas pueden ser dadas de baja del programa. Esta consulta, también es una obligación para los beneficiarios de Oportunidades. 400 ATENDIERON El Director de Afiliación indicó que la atención a los beneficiarios comenzó a las 8 de la mañana, con 400 personas laborando con el objetivo de ofrecer, al menos, seis mil consultas seguras. Respecto a la convocatoria de la Feria, dijo sentirse “contento por la respuesta”, aunque al ser cuestionado por el largo tiempo de espera de los beneficiarios, reconoció que muchos de ellos se quedarían sin atención. “Hace como una hora más o menos (10:30 de la mañana) que dijimos que ni una persona más en la fila porque no las vamos a atender, inclusive hay gente que está afuera que se va a quedar sin atención”. Mencionó que la labor del Seguro Popular es brindar cobertura total, de tal manera que a quienes no alcanzaran a ser atendidos ayer se les programaría una cita en su Centro de Salud. “Estamos entregándoles citas para otro día en el módulo de afiliación o en otro centro de salud, de tal manera que si te formaste no te tengamos esperando hasta las 5 de la tarde para decirte que no vas a pasar”.

Suscríbete

01(477)719 88 00